+34 93 893 33 53 / info@uditta.com

Blog

Items filtered by date: Octubre 2016 - UDITTA - Psicolegs i logopedes a Vilanova i la Geltrú.
25 Octubre 2016 In Blog

Hoy en día estamos inmersos en una sociedad altamente competitiva, y no sólo nosotros, sino también los más pequeños. Todos queremos que nuestros hijos estén preparados para la vida y sean exitosos en ella, pero ¿a qué precio?

¿Nos hemos parado a pensar qué peligros implica ser tan exigentes con ellos?

  • Puede generar un fuerte sentimiento de miedo al fracaso, una pérdida de autoestima y de motivación.

No nos tenemos que olvidar que la infancia es una periodo de aprendizaje. Donde los niños tienen que aprender de manera lúdica y divertida, deben equivocarse, deben ser creativos, pasar ratos jugando y jugando, deben pasar tiempo con otros niños, etc. Tenemos que aprender a ajustar nuestras expectativas y evitar generar una presión innecesaria en los niños.

Los niños no necesitan ser los mejores, sino simplemente ser felices. Debemos quererles, protegerles, darles apoyo, hacerles reír, dejarles escoger, respetarles, en definitiva dejemos que sean felices.

Marta Creus Culubret

Psicóloga General Sanitaria. Col 18016

Especialista en neuropsicologia infantil, atención precoz y trastornos de aprendizaje.

 

 

 

18 Octubre 2016 In Blog

Buenas noches 

El cuento antes de dormir, puede convertirse en un espacio familiar mágico, dónde pequeños y mayores disfruten juntos. Para conseguir estos espacios especiales, al finalizar el día, tendremos que rodearlo de ilusión y expectación. Podemos convertir este momento del cuento en un buen aliado para que se acuesten a tiempo. Para no perderse-lo acabarán de cenar a tiempo; se lavarán los dientes ... o dejarán de revolotear sin encontrar el momento de irse a la cama.

En la actualidad son innumerables los cuentos que podemos adquirir para leer, contar y mostrar las ilustraciones fantásticas que disponen. Desde UDITTA os queremos animar a hacer vuestros cuentos, de vez en cuando, no es el caso de obligar nuestra mente cansada de todo un día de mil y una cosas, a esforzarse en ser una vez más creativos y sorprendentes.

Podéis establecer la noche del Cuento Mágico, una noche donde no haya presión para terminar rápidamente el cuento porque estamos poco animados contándolo, mientras tenemos la cabeza embutida de mil y una cosas. Podemos establecer el día o días del Cuento Mágico. Pero qué tienen estos cuentos de mágicos? Bien poco en común con los impresos! Empezamos, no sabemos cómo, pero a medida que contamos, vamos imaginando y creando, creando e imaginando. Provocando la expectación en todo momento.

Para poder realizarlos, no necesitamos ser grandes narradores, ni narradoras; no nos hace falta saber más, que crear ambiente idóneo, antes, durante y después de la narración. Con ellos conseguiremos que fichen la atención en nuestras palabras, porque poco a poco, su imaginación se enriquezca de imágenes mentales. Desaparecidos los estímulos visuales de los libros de cuentos, procesarán nuestras palabras con una mezcla de imágenes propias y reales que los estimularán la imaginación de una manera lúdica y gradual. Para ello podemos contribuir este momento inicial, con una preparación especial, dando intriga el momento, o creando un interés diferente al que están acostumbrados. Comentarios como "Estamos preparados", "Hoy será un cuento increíble !!!" ... y al estar en la cama, ... apagamos la luz y dejamos la habitación con una luz tenue que nos ayude a comenzar el misterio...

Podemos utilizar diferentes selecciones de personajes, contextos, colores, etc., todo lo que sea necesario, para que imaginen y se sumerjan en el cuento. Ahora el protagonista será nuestra voz; los diferentes tonos y ritmos de voz, harán que, interpretando los personajes o creando la expectación necesaria, disfruten del final del día con vosotros; aunque, recuerde, a veces, nos podemos animar tanto que podemos crear el efecto contrario y hacer un cuento demasiado excitante; no olvide sobre todo que el objetivo final es que en terminarlo, o no, duerman y descansen. Por eso acabaremos siempre el cuento con un buen final que les tranquilice y evite que nos pidan de continuar y a la vez, que sus últimos pensamientos del día, antes de dormir, sean felices.

Marta Orozco Pérez.

Maestra y Psicopedagoga. Colegiada número 768

10 Octubre 2016 In Blog

La educación de un hijo es un tema complejo para el que el padre no ha sido entrenado y recibe múltiples influencias y recomendaciones sobre cómo ejercer. Algunas son muy valiosas, otras las va descubriendo por sí mismo y otras pueden llevar a confusiones y a dificultar seriamente la tarea.

En la actualidad hay corrientes muy influyentes que opinan que evitar el sufrimiento y la frustración del niño es uno de los pilares fundamentales para “ser buen padre”; sin embargo, esto puede llevar a equívocos y pasar fácilmente a ejercer la “sobreprotección”.

En casos extremos, la sobreprotección podría considerarse una nueva forma de maltrato, pues, si bien no es mal intencionada, priva al niño de su evolución y aprendizaje natural, mermando sus capacidades y haciéndolo incompetente a nivel emocional.

Cuando protegemos en exceso a un niño, no le dejamos enfrentar las consecuencias naturales de su acción pues o las evitamos o disminuimos, y por tanto, no va adquiriendo la comprensión de cómo funciona el mundo y su tolerancia a la frustración no se desarrolla.

No es extraño encontrar en la clínica casos de padres que me dicen que no entienden porque su hijo adolescente está tan agresivo con ellos cuando “se lo han dado todo”. En realidad ese es el problema. Cuando una persona no aprende a obtener las cosas por sí mismo, se cree con derecho a exigirlo e impone que se lo den todo tal cual lo necesita, y cuando eso no es así descarga su frustración con gran agresividad contra la persona que no se lo proporciona porque es intolerable para él.

Otra de las consecuencias habituales de esta sobreprotección, especialmente cuando se junta con el trato al hijo como a un igual y se le informa de asuntos adultos o está en medio de conflictos familiares, es el miedo. El niño no experimenta la sensación de seguridad que da que unos padres sean capaces de resolver sus conflictos por si mismos y aprenden, a través de las actitudes de sobreprotección, que el mundo es un lugar peligroso en el que cualquier cosa puede ocurrir en cualquier momento y no hay nadie que te proteja de ello, y por tanto uno mismo tampoco podrá hacerlo.

Sin darse cuenta, los padres sobreprotectores transmiten a su hijo un sentimiento de incompetencia de forma inconsciente, por el cuál sienten que son incapaces o poco válidos.

Algunos niños desarrollan así, conductas de dependencia del cuidador, lo cual repercute gravemente en el desarrollo de la autoestima (para la que se necesitan habilidades de autonomía y autocompetencia) y también en el desarrollo de relaciones sociales normales.

Así pues, es importante no confundir protección con sobreprotección. La protección a menudo se rige por normas y límites claros y coherentes, que tienen una consecuencia para el niño si no se cumple y aunque estas normas no le gusten, le ayudan a crecer y desarrollarse en una sociedad de la que forma parte y en la que hay normas que pueden no gustarnos.

En la sobreprotección prima el bienestar del niño a corto plazo, evitándole incomodidades y frustraciones “no quieres hacer algo?, no lo hagas” aunque eso quizá conlleve a la larga más sufrimiento por no poder adaptarse a una sociedad que no es complaciente.

Eva España Chamorro

Psicóloga Clínica Colegiada 22304

 

03 Octubre 2016 In Blog

Porque los niños y niñas con TEA pueden tener graves problemas de conducta?

En las personas con Trastornos del Espectro Autista (TEA) las conductas disruptivas pueden venir explicadas por una serie de carencias relacionadas con los déficits propios del trastorno cómo: dificultades de comunicación, de comprensión de normas y roles sociales, desregulación sensorial o problemas médicos entre otros. Así pues es importante que entendamos que los problemas de conducta no son algo implícito a los TEA y que cuando se produzcan, hay que hacer un análisis y saber el motivo por el cual han aparecido y trabajarlo tanto con la técnica de modificación de conducta adecuada cómo proporcionando estrategias específicas en función de la dificultad.

Cuando estas conductas aparecen y no se tratan adecuadamente es muy fácil que aumenten hasta un modelo crónico siendo más difícil poderlas tratar. Estas situaciones generan una gran tensión emocional en la persona y por lo tanto afecta de manera directa a su calidad de vida y por extensión a la de los que lo rodean (familia, escuela) y por este motivo es importante intervenir y dotar de estrategias tanto a los padres como la escuela.

La metáfora del Iceberg refleja claramente el porque de los problemas de conducta en estos niños y niñas.

Qué posibles problemas de conducta pueden aparecer?

Algunos de los problemas de conducta que pueden aparecer son:

-Autoagresiones
-Agresiones a terceros 
-Agresión contra el entorno
-Conductas socialmente inadecuadas
-Falta de atención o abstracción
-Conductas inflexibles o negativistas

Cómo podemos intervenir para reducirlas y eliminarlas?

El primer paso antes de intervenir es conocer las diferentes técnicas de modificación de conducta y saber escoger la más adecuada en función del tipo de comportamiento.

A UDITTA somos un equipo formado por profesionales especializados al trabajar estos comportamientos y estaremos encantados de proporcionaros estrategias que os ayuden a reducir estas conductas.
Si queréis conocer algunas de estas estrategias estéis atentos porque en este blog iremos publicando artículos con consejos que os podrán ser de gran ayuda.

Eva Flotats Bernado

                                                               Psicóloga colegiada nº 17609 

Suscríbete

Contacto

Puede ponerse en contacto con nosotros mediante.

  • Teléfono: +34 93 893 33 53
  • Teléfono: +34 639 945 271

Síguenos

Estamos en las siguientes redes sociales. ¡Síguenos!

Siguenos

Siguenos

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver política de cookies